Wednesday, May 03, 2006

Mariam

Tu naturaleza vive entre formas luminosas,
en el misterio de lo incesante, en la negación de
unos cuantos que olvidaron tu ambivalencia.

Tus borrosas señales aún nos llaman al retiro
donde nada es demasiado y la luz lo esconde todo
y está dentro de todos y a nuestro alrededor.

Tu nombre lento fluye en el manso declive de Su
cruz que termina ocultando tus signos, aunando
soledades, escondiendo tus palabras rasgadas.

El interior como el exterior, el sueño en la realidad
y mover montañas no tienen sentido si el concepto
nos desconcierta, y tu palabra no reina más.

Rolando T. del Pozo

No comments:

Post a Comment