Tuesday, August 08, 2006

Basta

Basta tu rostro de espera,
tus manos apostando ciegas al destino,
la imagen de los años que consagraste al encuentro con la realidad,
los espejismos y los sucesivos temblores de la memoria.

Basta tu voz para sostenerme
en la recuperada sonrisa de tu cuerpo desatado,
para provocar ausencias en el eco de la luna
y repetirme en el ocaso de tus piernas.

Basta la dulzura en el abrazo,
la profanación de tu boca,
la palabra en el incendio de tus vuelos
para romper las trampas del mañana
en nuestra inevitable existencia.

Bastas tú,
en la ventaja de una noche de claridades y permanencias,
en las vibraciones del recuerdo clamando visiones
de plegarias inconclusas,
en la migración del amor a tu dolido vientre.

Basta el ayer
en el enigma de tus pasos remontando el olvido de la nada,
en los cerrados alientos,
en los pulidos futuros,
en las despedidas que sólo me devuelven a tus ganas
en interminables amaneceres.

Rolando del Pozo

2 comments:

  1. Bellísimo verso que me llenó de luz:
    "en la migración del amor a tu dolido vientre"

    ReplyDelete
  2. En realidad es muy gratificante encontrar tanta belleza hecha poema...te felicito

    ReplyDelete